REGRESAR  ALA PAGINA INICIAL

 

   
¿Quiere consultar si hemos escrito en esta web sobre alguna ruta cicística?, ¿busca una crónica en especial o un tema específico?. Escriba en la siguiente casilla del buscador y consulte en la base de datos de CicloBR.
 
www.ciclobr.com
   
 

 

Bogotá, de marzo 31 de 2019

PRIMERA PRUEBA DE CHEQUEO 2019

EL CHINAZO NOS APLICÓ LA METÁFORA DE LA RANA HERVIDA.

En la programación de marzo habíamos reservado el último domingo para que el Chinazo nuevamente nos pasara al tablero en una de sus famosas pruebas de chequeo, supuestamente debía diseñarla con la asesoría de Fabio y Pablito.

Hasta el viernes nadie sabía qué íbamos a hacer el domingo 31; en el chat de WhatsApp Fabio, proponía rutas: que la vuelta a la sabana, que una subida al Verjón etc. sin saber que, sin consultarlos Chinazo ya había concebido una etapa y que la propuesta llevaba varios días en poder de Pulga, por lo menos eso dicen y a la gente hay que creerle.

Finalmente, los datos aparecieron y los publicamos el dia viernes:

En la campaña de expectativa que hicimos el fin de semana para motivar la asistencia les habíamos dicho que se trataba de una “durísima prueba”. Al conocer la idea de Eduardo Fabio respondió esto: “Sencillamente sorprendente, Dura … de entender!. Creo que todos coincidimos que la prueba de chequeo concebida por el Chinazo Eduardo no era para nada dura. Cuan equivocados estábamos, no sabíamos lo que nos esperaba.

Nos reunimos en la Terpel de Siberia, allí llegaron 19 ciclistas del grupo y cuatro invitados. Cuando estábamos a punto de salir llegó el Chinazo así que no alcanzó a comentarnos nada sobre la prueba, solo que salíamos “neutralizados” hasta pasar el Rosal. Buena estrategia del Chinazo, salimos totalmente relajados y charlando sobre temas de actualidad sin tener idea de lo que íbamos a hacer, “allá en el Rosal les cuento la estrategia para que no se me estresen” .

Ahora caigo en cuenta el Chinazo nos aplicó la conocida metáfora de la rana hervida, , no sé si recuerdan esas conferencias de superación que le daban a uno en las empresas, esto nos contaban:

Si a una rana se la pone en una olla, sobre un fuego intenso, buscará saltar y escaparse, mientras que, si la ponemos en una olla en agua a temperatura ambiente, y no la asustamos, se queda tranquila. Cuando se va aumentando la intensidad del fuego, la rana quedará cada vez más aturdida y finalmente no estará en condiciones de salir de la olla”.

Esto significa que si Eduardo anuncia desde el comienzo cómo sería de dura la prueba, no creo que hubiesen asistido todos los que fueron, es decir muchas ranitas habrían saltado. Pasadas las 7 y 45 a.m. ya íbamos rodando hacia El Rosal, por ahora estábamos inmersos en agua tibia, sorprendente la metodología del empresario Eduardo González.

Llegamos al Rosal, pasamos el pueblo y paramos para esperar al Organizador de la competencia, pero no llegaba, había parado con Pablito en La Arenera para ayudarle a Manuel a despinchar. Todos estábamos ansiosos por saber los detalles, solo nos había contado que iríamos del Rosal hasta la Virgen, luego a Puente Piedra y seguíamos hasta el Vino donde finalizaría el chequeo. Nobile comenzó a impacientarse, rápidamente armó su equipo con Marcolino, Héctor y Edgard y decidió que saldrían de una, en ese momento apareció el Chinazo, en vista de la “minga” que estaban armandole, “autorizó al equipo de Nobile” para salir con una ventaja de 10 minutos, se fueron sin dejarse tomar una fotico para el recuerdo.

Siguiendo el ejemplo, aprovechando el desorden, yo cuadré mi equipo: Molanito, Alberto Rivera, Ildefonso y Jorge Martínez. Salimos 10 minutos más tarde. Pulga quería integrarse, pero el Chinazo lo convenció de que armara equipo con Hermes y Guillermo, ¿si ve? el que sabe sabe, si se hubiera ido con nosotros no estaría tan feliz como hoy.

Solo al finalizar la prueba nos enteramos de que los equipos 3 y 4 habían quedado conformados así:

EQUIPO 1

Nobile – Héctor – Marcolino – Edgar

EQUIPO 2

O. Molano – O. Márquez – Alberto R. – Ildefonso – Jorge Martínez

EQUIPO 3

Camilo – Fabio – Fernando- Henry – El profe Rubén y su amigo César Muñoz.

EQUIPO 4

Pulga- Eduardo- Pablo- Guillermo- Hermes y - Manuel.

Tampoco supimos cuánto tiempo de gabela otorgaron entre los equipos 2, 3 y 4. Unos comentaron que cinco minutos otros que cuatro. Definitivamente el Chinazo por circunstancias de último momento, tuvo que improvisar sobre la marcha para mitigar la “Minga”, una vez que sale un equipo todos se alborotan.

El agua apenas se estaba calentando. La idea era que los equipos se mantuvieran completos durante todo el recorrido y sus integrantes llegaran juntos, vamos a ver si el objetivo se cumplió. ¿Uds. qué piensan?.

Como quien les narra estaba repicando y a vez en la procesión, no tenía referencia exacta de las incidencias y detalles de la prueba. Solo sabemos con exactitud que los equipos partieron en el orden que mostramos en los párrafos anteriores. Pero para que los lectores se formen una idea de la forma "coordinada" como trabajaron los cuatro equipos, veamos algunas instantáneas que tomamos por lo que vimos desde el equipo nuestro.

A mitad de camino entre La Virgen y Puente Piedra, los integrantes del equipo No 2 rodábamos en perfecta fila de relevos; Molanito, A. Rivera, Ilde, Jorge Martínez y yo. Nobile y su equipo No 1, calculamos que estaban llegando a Puente Piedra, venían administrando muy bien la ventaja de los 10 minutos. Luego pasó Fernando a la rueda de Néider, el jovencito amigo de Guillermo y un par de kmts más adelante El Profe Rubén nos adelantó, iba como alma que lleva el diablo, los dos pertenecían al equipo Número 3, de los demás integrantes (Cami, Fabio, y Henry) ni idea.

Justo al pasar Puente Piedra, nos superaron Pulga del equipo No 4 y a su rueda Henry del No 3. Unos metros más adelante pasaron Hermes y Guillermo también del equipoNo 4. Manuel nunca nos pasó. Alberto Rivera de nuestro equipo No 2 se emocionó y se fue con ellos. Atrás debían venir Camilo y Fabio del equipo No 4.

A los tres kmts de Puente Piedra alcanzamos a Nobile y a Marcolino del equipo No 1 y comenzando a subir El Vino a Héctor otro integrante de esa escuadra, el cuarto integrante Edgar había pinchado y se quedó en la bicicletería ubicada luego de la glorieta de Puente Piedra. Jorge Martínez de nuestro equipo No 2 pasando Puente Piedra se fue quedando, me dijo que estaba agotado, pero a leguas se le vio la intención de devolverse, como lo hizo en la etapa a Zipacón, definitivamente Jorgito es un pisco muy casero ala, después de las 10:00 a.m. no le gusta andar callejeando.

Todos íbamos dándole al máximo posible y nos faltaba la subida al Vino, ya era imposible saltar de la olla, tocaba terminar la prueba, así nos cocináramos. Comenzamos a subir con Molanito e Ilde, alcanzamos a Alberto, pero como tiene restricción médica en cuanto a pulsaciones, bajó el ritmo y se quedó del grupo, ya estaba al límite de su meta.

Héctor coronó primero en su grupo, más atrás llegaron Nobile y Marcolino, Alberto y algo retrasados Fabio y Cami, sus compañeros el profe Rubén, Fernando y Henry esaban en la cima del Vino hacía bastante tiempo, llegaron convencidos de haber ganado la competencia, al parecer nunca se enteraron de que se trataba de una prueba por equipos. Dicen que el equipo No 3 se reintegró pocos metros antes de cruzar la meta y pasaron juntos, pero aclaran que Manuel llego a la Virgen y se devolvió al Vino por la vía al Rosal.

Como se puede deducir, más que una prueba por equipos, realmente fue una contrarreloj individual de casi 38 kmts con bastante terreno en repechos y cuatro kmts de subida al vino. Una prueba bastante exigente para el ritmo que le imprimieron todos los participantes. Si nosotros, en el equipo No 2 alcanzamos los 45 kmts/hora en el plano no me quiero imaginar a cuanto iban el profe, Fernando Pulga Henry y los demás.

Pese a todo debemos reconocerle a Eduardo que la prueba resultó, muy emocionante, hacía rato no vivíamos la adrenalina de la competencia. Pese a que faltó organización, salió bien, se nota que la gente quería saber cómo estaba con relación a sus rivales. Ya Eduardo tiene información suficiente para la próxima prueba de chequeo que será en mayo, tiene un mes para diseñarla y publicarla.

Felicitaciones Chino, logró convocar la cifra más alta de ciclistas del grupo de este año, lo que prueba que a nuestros amigos de las bielas si les gusta medirse en competencia.

En Siberia el común denominador de la charla fue “estoy mamado”, “me duelen las piernas”, “esta vaina estuvo “muy dura para una contrarreloj “. Conclusión, Eduardo nos cocinó como ranitas obedientes, rodamos al límite de cada uno, pero nos gozamos el “chequeo”, ojalá al próximo vayan los que hoy no pudieron asistir, más adelante les explicamos porqué deben hacerlo.

Uno que si asistió, pero se la perdió, o podríamos decir mejor se salvó, fue Mauricio Peña, apareció en el Alto del Vino, nos dijo que llegó tarde a Siberia, que no conseguía parqueo, así que hizo la ruta Siberia Alto del Vino. Pachito andaba por esa ruta, pero parece que se fue hacia Subachoque, el chisme es que alguien le dio la información errada, luego lo vimos en la Terpel. William Trejos salió con el grupo, pero no participó en el chequeo, hizo el circuito al Rosal en solitario y regresó a Siberia. El señor Campos salió detrás del equipo de Nobile y al comenzar la subida al Vino intercambió papeles con el conductor de la camioneta de Guillermo.

Las anécdotas del día:

Henry preguntaba en el Rosal que cómo iba a ser la salida, que si iban a soltar por categoría o si salían revueltos, uno bueno y uno “chucha”. Sabemos que algunos no rodamos al ritmo de los que suben al Verjón o van entre semana a Cachipay, pero nunca nos habían dicho “chuchas”, aunque el significado indica a otra cosa, si me acuerdo por ahí que decían “Ud. es mucha chucha hermano”, tiene razón Henry, lo entendemos en realidad si somos unas chuchas pero mejor digámoslo eufemísticamente “los de la C y la D”. Pilas no se le ocurra decir “Las chuchas esas de la C y la D” porque Nobile lo denuncia a la Policía por maltrato.

Hermes confesó que su compañero Eduardo le suplicaba subiendo al Vino: “Deme ruedita Chino, deme ruedita”.

La premiación de la Etapa.

El juez y organizador decidió que el equipo ganador fue el número 4, es decir, el integrado además por Pulga, Eduardo, Hermes, Guillermo, Pablo y Manuel. Al viejo estilo aplicó la hermenéutica de las normas FICA, señaló que el cambio de ruta de Manuel, con el cual se ganó unos cuantos kmts, no importa por cuanto el resto llegaron unidos. Cada integrante de esa escuadra obtiene 30 puntos.

Dictaminó que el equipo Subcampeón fue el de Nobile, no importa que Héctor llegara adelante, pues como tenía todo terreno se vale. Marco, Nobile, Edgar y Héctor ganan cada uno 25 puntos.

El tercer puesto lo asignó a nuestro equipo el número dos (ganamos cada uno 20 puntos), aunque llegó diseminado, estuvo mejor que el número tres, que resultó con tres “contrarrelojeros” individuales, Henry, Fernando y el profe Rubén y dos ciclistas de los duros (Fabio y Cami) que por razones inexplicables llegaron cerrando el grupo. Cada integrante del equipo obtuvo 15 puntos

Así queda la tabla de puntos.

¿Para qué sirven los puntos?

Eduardo había planteado que en cada prueba de chequeo se asignaban determinados puntos, al final del año se suman y se tendrán en cuenta para la premiación. Hoy en broma dijo que los puntos son canjeables al mes como los de Carulla. Todos sonrieron, pero la idea no es mala, así que la recogemos. El Comité Directivo, consultará la disponibilidad presupuestal para que los puntos puedan ser canjeados por artículos en existencia en la Ciclo Tienda Pulgarini, cada mes o al final del año. De esta forma los tradicionales premios que se otorgan por rifas en la ceremonia de cierre de año, se entregarían a cambio de puntos, igualmente cada ciclista podría canjear sus puntos en la Tienda durante el año. Por ejemplo, que tal que una cachucha pueda ser adquirida con 50 puntos, unas medias con 30, una camiseta con 120 puntos etc., etc. Pronto les informaremos la decisión.

Esperen la programación para abril, que será breve dado que es el mes de la Semana Santa y por lo general salen muchos ciclistas a disfrutar de sus vacaciones.

A propósito de vacaciones, aprovecho para informarles que, por recomendaciones familiares, en el mes de abril la pluma y la tinta se archivarán, por tanto, los dejo descansar ese mes de las repetitivas y aburridas “crónicas”, que han estado publicándose ininterrumpidamente todos los lunes durante varios años. Igualmente, por motivo vacaciones los acompañaré en carretera solo el último domingo de abril. Aprovecharé para hacerle, un “overhauling” a mi PC que está pidiendo a gritos una actualización, por lo cual durante ese periodo estaré desconectado del servidor que aloja la web de CicloBR.

Les deseamos una feliz semana.

 

 

 

ROGRAMACION PARA EL MES